Novedades

11/02/2020 - Noticias del sector

Reporte mensual del USD

En la jornada de hoy, el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) publicó un nuevo informe de Oferta y Demanda Mundial (WASDE), del que pasamos a relevar los aspectos más importantes y su efecto en el mercado de Chicago.

Comenzando por la hoja de balance de soja, el USDA realizó una suba de 1,5 Mt en la estimación de exportación de los Estados Unidos, cuyo destino sería principalmente China, que ve por su parte incrementadas sus importaciones en 3 Mt, hasta las 88 Mt. Con un panorama de oferta estable, esta suba en las exportaciones, redundó en un recorte en los stocks finales esperados para el país norteamericano de proporción similar; los analistas en promedio esperaban un recorte menor en la estimación de stocks, por lo que la hoja de balance para los Estados Unidos puede considerarse alcista para el mercado. Los operadores estaban atentos, a su vez, a las estimaciones productivas para Sudamérica; el organismo dejó indemne la hoja de balance para la Argentina (cuando los operadores esperaban una ligera suba en la estimación de producción) con 50 Mt de producción, pero incrementaron la estimación productiva para Brasil en 2 Mt, hasta las 125 Mt, en lo que será la mayor cosecha de la historia. Brasil también registra un aumento de un millón de toneladas en la estimación de exportaciones de poroto (77 Mt). Los stocks finales mundiales se ven incrementados en casi 2 Mt en relación al informe previo, cuando los operadores esperaban un ligero recorte, principalmente influidos por esta suba en la producción brasilera. Luego de un alza inicial en Chicago luego de la publicación del informe, principalmente apuntalado por las mayores exportaciones estadounidenses, la mayor producción mundial que plantea la gran cosecha brasilera, terminó por torcer los precios a la baja

En cuanto al maíz, en relación a la hoja de balance de los Estados Unidos, se realizó una rebaja en la estimación de exportaciones de maíz para ese país de 1,3 Mt (ubicándose ahora en las 43,8 Mt), que fueron principalmente absorbidas por Ucrania; esto redundó en stocks finales más altos para EE.UU. por menor demanda, mientras los analistas esperaban una rebaja en este guarismo. En relación a la cosecha sudamericana, la producción para la Argentina y Brasil permanecieron sin variaciones, en 50 Mt y 101 Mt respectivamente. El balance mundial cierra con stocks finales ligeramente inferiores por mayor uso de maíz a nivel global, lo que situó los stocks ligeramente por debajo de lo esperado por los analistas. El efecto sobre el mercado de la publicación del informe fue la de profundizar ligeramente las bajas, dadas las malas perspectivas de comercio externo para los EE.UU.

Por último, en cuanto al trigo, el USDA realizó una suba de poco menos de un millón de toneladas en su estimación de exportaciones estadounidenses para la campaña (27,2 Mt), lo que redundó en una reducción en los stocks finales, que se ubicaron ligeramente por debajo de lo esperado por los operadores. En cuanto al balance mundial para el cereal, no se realizaron modificaciones sustanciales en los balances de los principales países en este mercado, dejando prácticamente invariables las estimaciones de producción (recorte de 0,4 Mt) y demanda; lo que hizo que los stocks finales permanecieran sin cambios significativos, cuando los operadores en promedio esperaban un ligero recorte. El informe fue interpretado de forma bajista por los operadores, por los stocks finales mundiales superiores a lo estimado.

volver