Novedades

17/11/2020 - Noticias del sector

La producción de maquinaria agrícola creció un 31,1 % en lo que va del año

El 2020, a pesar de la pandemia, es un gran año para la industria metalmecánica agropecuaria. Si bien las ventas estuvieron frenadas al principio, con la reapertura de las actividades el sector se reactivó rápidamente con una gran demanda.

En los primeros nueve meses del año, la producción de maquinaria creció un 31,1 %, revela un informe publicado por la consultora Investigaciones Económicas Sectoriales (IES). En este sentido, los datos establecen que los buenos rindes obtenidos por el agro el último ciclo, la recuperación de los precios internacionales de los granos y una mejora en la financiación en pesos a largo plazo dinamizaron la compra de equipos.

Por su parte, el INDEC reflejó que la producción total de maquinaria agrícola exhibió un incremento del 31,1% en el acumulado a septiembre de 2020 según la medición oficial del INDEC, con un aumento interanual del 62,7 % en septiembre, tras caer anualmente en 2018 (28,1%) y 2019 (28%).

“En el acumulado a septiembre de 2020, las importaciones de maquinaria agrícola y del resto de los equipos afines para la agricultura totalizaron u$s 616 millones, con un incremento de 10,2% respecto de igual periodo de 2019”, señaló el informe del IES.

En lo que respecta a la producción local, la reactivación se vio con despegue en el segundo trimestre, que implicó un cambio de tendencia en la producción y ventas de equipos. El panorama de buenos precios y tasas bajas favoreció los niveles de facturación y ganancia de las empresas del sector, las cuales tienen ventas comprometidas hasta fin de año y primeros meses de 2021.

“El segmento de cosechadoras muestra un incipiente incremento en lo que va del año, en contraposición con el de sembradoras, implementos y tractores, que verifican una expansión robusta en sus ventas”, destacó el informe de IES. La consultora, también, destacó como factores expansivos la baja en las retenciones al agro, la posibilidad de comprar maquinaria como una forma de ahorro (ante el cepo cambiario) y la baja renovación de equipos en 2018 y 2019, que comenzaba a dejar un parque tecnológico atrasado para el sector agrícola.

Por otra parte, IES señaló que, si bien la producción acumulada de maquinaria agrícola en los nueve meses del año verificó un aumento respecto de 2019, tanto la fabricación como el volumen de ventas de equipos agrícolas permanecen en bajos niveles en el corriente año ante los magros niveles obtenidos en 2019.

En cuanto a las perspectivas para el sector, se espera que el 2020 cierre con un crecimiento en la producción y venta de equipos, dejando un buen nivel de arrastre para 2021. “El sector de maquinaria agrícola tendrá una performance positiva en producción y ventas en 2020, a diferencia de la mayoría de los sectores y de la economía en general”, sostuvo IES.

volver